David Jiménez / cedida

DAVID JIMÉNEZ

«Nuestro grupo siempre tuvo la mano tendida, pero hay desgana y falta de voluntad política para alcanzar acuerdos»

El concejal de Unidas por Zafra-Izquierda Unida hace balance de lo que ha sido el 2021

Redacción HOY Zafra
REDACCIÓN HOY ZAFRA

El concejal del Grupo Municipal Unidas por Zafra-Izquierda Unida, David Jiménez, hace balance político de lo que para su grupo ha sido el pasado año 2021. «Después de un duro 2020 que trajo una nueva forma de plantearnos muchas cuestiones personales y laborales, parecía evidente la necesidad de cambios en la política municipal», comienza el concejal.

Recuerda Jiménez que su grupo siempre tuvo tendida la mano en todas las cuestiones que creían necesario abordar, con propuestas para resolver problemas puntuales con diálogo y negociación: «Pero la memoria es frágil y corta: no se ha modificado prácticamente nada la actitud del Equipo de Gobierno hacia la oposición. En concreto con nuestro grupo, siguen intentando hacer invisibles nuestras mociones y propuestas de mejora de servicios para adaptarlos a las nuevas formas de organización. Tras los momentos vividos, poco han aprendido de la actitud constructiva que siempre ha destacado a nuestro grupo en el ayuntamiento. Hemos sido críticos con la mala gestión y altavoz de la ciudadanía de Zafra que nos transmite las deficiencias y las carencias que detectan en nuestra localidad. Pero también hemos estado al lado del equipo de gobierno en lo que era beneficioso para Zafra y su comarca apoyando las iniciativas que nos llegaban».

Para David Jiménez «la desgana y la falta de voluntad política» para alcanzar acuerdos por parte del Equipo de Gobierno se ha puesto de manifiesto en la situación laboral del personal de la administración local, no solo con la Policía Local (la más visible), sino con toda la plantilla de trabajadores que ha visto reducidas sus retribuciones, dejando la solución para cuando llegue la nueva RTP.

También asegura que en este ámbito ya han trasladado en Mesa de Negociación y Comisión, la necesidad de actualizar el convenio de trabajo del ayuntamiento, tanto a funcionarios como a laborales.

«La intención de menoscabar el trabajo constructivo de nuestro grupo y las propuestas planteadas para solucionar todos estos problemas, han sido seña de identidad del Equipo de Gobierno con nuestro alcalde a la cabeza. Así como la ineficacia de la gestión en los servicios a la ciudadanía de Zafra y la falta de ideas para solucionar problemas ya reiterados y reiterativos además de ese personalismo que hace inviable cualquier tipo de acuerdo con el Equipo de Gobierno que no sea 'bendecido' por su alcalde-presidente», insiste David Jiménez.

Desde Unidas por Zafra-Izquierda Unida insisten que su grupo, aparte de presentar proyectos, propuestas, ordenanzas, mociones, etc., «siempre ha estado ahí, siempre hemos aprobado y votado a favor aquello que hemos creído conveniente que era lo mejor para la ciudadanía, pero, por supuesto, vamos a seguir criticando la mala gestión porque hay otras alternativas que necesitan ser escuchadas».

Y pone ejemplos de lo que considera «la mala gestión» que comenta, y para las que se han hecho propuestas y proyectos: la limpieza, el cuidado de las plantas y árboles que tiene Zafra, el mercadillo, esa imagen tan deteriorada que tiene el casco histórico, que hacen que nuestra ciudad «esté tan sucia como siempre y tan limpia como nunca». Las obras «que se inician y nunca se acaban», como la de los servicios del propio ayuntamiento o su salón de plenos, «porque se acaba el dinero o se destina a otra partida presupuestaria», o en el Parque de la Paz.

«El dejar todo para última hora: esa precipitación y urgencia que llevan mostrando desde hace 6 años que gobiernan en nuestra ciudad. Ahora se ha vuelto a manifestar con los convenios para las asociaciones, con las 70 plazas del plan de empleo con más de ocho meses de retraso y a punto de perder la subvención a la contratación; y qué decir de la falta de presupuestos para 2022, o de no sacar la oferta de empleo público que daría estabilidad a la plantilla de nuestro Ayuntamiento. Por no hablar de la oferta cultural o las alternativas de ocio de nuestra juventud, las ayudas a nuestro comercio local y hostelería que llegaron tarde y plagadas de trabas», finaliza el Grupo Municipal de Unidas por Zafra en su balance, en el que advierte que seguirá siendo crítico en la gestión de la Administración local y avalará aquellas acciones que lleven a mejorar la vida de la ciudadanía de nuestra ciudad.

«Desearles un nuevo año lleno de salud y justicia social», concluye David Jiménez.