La Bacanal de la Grasa se queda sin Procesión de San Guarrín

Muchas personas fueron a visitar a San Guarrín bajo los arcos de la plaza /I.C
Muchas personas fueron a visitar a San Guarrín bajo los arcos de la plaza / I.C

El número de visitantes crece pero cada vez se preparan menos viandas en las plazas

Irina Cortés
IRINA CORTÉS

El domingo de Carnaval tiene lugar en Zafra una de sus fiestas más diferenciadoras, la Bacanal de la Grasa.

Una fiesta de creación popular zafrense con más de 30 años y que aúna la gastronomía y los productos del cerdo ibérico con la convivencia en la calle, en pleno centro histórico de la ciudad, en las plazas Grande y Chica.

La jornada tradicionalmente empezaba temprano ya que los grupos de amigos llevaban sus parrillas, mesas y sillas desde la hora del desayuno.

No obstante, desde hace unos años esta tradición ha perdido fuelle ya que son más los hosteleros que aprovechan la jornada para dar facilidades a los visitantes y sacan sus barras a la calle al tiempo que ofrecen productos como pinchitos o montaditos.

Tanto es así que los arcos de las plazas han dejado de ser ocupados por los grupos de amigos y cada año son más los que empiezan su visita a esta fiesta al mediodía como una jornada distinta de tapas en las plazas.

La fiesta culminaba con la «Procesión de San Guarrín» que en realidad es una guarrina y que se pasea por las plazas al ritmo de la charanga.

La animación corrió a cargo de la Charanga La Nueva era del Show, a las 13 horas y El Peseta y Dj José.

A las 16.30h estaba prevista la tradicional procesión de «San Guarrin@» pero los presentes se tuvieron que conformar con hacerse fotos con ella bajo los arcos de la plaza Grande ya que finalmente no procesionó.

Este acto está organizado por un grupo de amigos que finalmente decidieron no salir por no tener espacio para desfilar.